Menú principal

Jueves, 24 Abril 2014

Follow us

"El trabajo y la moral son las bases fundamentales sobre las que reposa el sólido sistema de la libertad " -- Francisco de Miranda

Análisis del Índice Internacional de Derechos de Propiedad 2012

Derechos de propiedad

 

Autor: Gabriela Fernández Leroux

 

“La naturaleza confiere a cada uno de nosotros el derecho de defender su persona, su libertad y su propiedad, puesto que son éstos los tres elementos constitutivos o conservadores de la vida.”

— Frédéric Bastiat[1]

 

Dentro de las instituciones sociales más básicas para la garantía de las libertades humanas se encuentran los derechos de propiedad. Y es cada vez más evidente que los derechos de propiedad, en su sentido más amplio, son un requisito fundamental para el ordenamiento eficiente de la actividad económica y un crecimiento económico que se traduzca en mayor calidad de vida para las personas. La existencia y la protección de los derechos de propiedad funcionan como el aval que incentiva a los individuos a convertirse en emprendedores, permitiéndoles emplear sus recursos y capacidades en aquellos proyectos que entiendan más provechosos y asegurándoles el control exclusivo sobre los frutos de su labor.  

En este sentido, el Índice Internacional de Derechos de Propiedad, publicado desde el año 2007 por Property Rights Alliance, recoge información sobre el nivel de protección de los derechos de propiedad, tanto física como intelectual, en aras de “servir como un barómetro de la competitividad y la libertad económica de una nación”[2]. Para cumplir este objetivo, el índice se basa en el concepto del economista Armen Alchian, asiduo defensor de los derechos de propiedad, quien los define como “la facultad exclusiva para determinar cómo se usa un recurso… [así como] el derecho exclusivo sobre la renta del recurso… [e] incluye el derecho a delegar, rentar, o vender cualquier porción de los derechos a través de intercambio o regalo a cualquier precio que el propietario determine”[3].

Para este año 2012, el estudio abarcó 130 países y registró una ligera mejoría en relación a los resultados del año anterior, manteniéndose los países nórdicos a la cabeza de la lista. En nuestro caso, la República Dominicana se encuentra ocupando la posición número 97 de la calificación, obteniendo una puntuación de 4.5 sobre 10. Naciones como Estonia, Guatemala y Uganda se encuentran entre las que lograron un avance en cuanto a la seguridad de los derechos de propiedad; mientras que Egipto, Rusia y Túnez experimentaron retrocesos.

 

Metodología

El estudio “se enfoca únicamente en los factores básicos que se relacionan directamente con la fortaleza y protección de los derechos de propiedad físicos e intelectuales”[2]. Así, el índice surge de la combinación de tres componentes principales: 1. Entorno Legal y Político, 2. Derechos de Propiedad Física, y 3. Derechos de Propiedad Intelectual. Cada uno de estos componentes, a su vez, se construye a partir de un conjunto de indicadores, obtenidos de fuentes como el Foro Económico Mundial, el Banco Mundial, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, la Alianza Internacional de Propiedad Intelectual, autoridades nacionales, entre otros.

Un total de diez (10) indicadores son utilizados en la elaboración del Índice Internacional de Propiedad Intelectual 2012, éstos son: 1. Independencia Jurídica, 2. Imperio de la Ley, 3. Estabilidad Política, 4. Control de la corrupción, que completan el componente sobre el Entorno Legal y Político; 5. Protección a los Derechos de Propiedad Física, 6. Registro de Propiedad, 7. Acceso a Préstamos, que forman el componente de Derechos de Propiedad Física; 8. Protección a los Derechos de Propiedad Intelectual, 9. Protección de Patentes, y, 10. Piratería de Derechos de Autor, que integran el último componente sobre Derechos de Propiedad Intelectual. Cada indicador y cada componente puede tomar valores entre 0 y 10, siendo 10 la completa protección de los derechos de propiedad. La calificación final se obtiene a través del promedio simple de los tres componentes, por lo que también se valora en la escala del 1 al 10.

Como todo estudio, la preparación de este índice de derechos de propiedad tiene sus limitaciones, siendo la principal de ellas relativa a la información utilizada. Por una parte, un gran número de las variables empleadas se basan en encuestas de opinión y criterios de expertos en el tema, que si bien son fuentes importantes de información, pueden estar sesgadas o medidas incorrectamente. Por otro lado, la falta de disponibilidad de datos en distintos países, sobre todo en cuanto a los derechos de propiedad intelectual, así como la distinta periodicidad y actualización de los datos, restringe el alcance del informe. Un ejemplo de esto son las marcas registradas, uno de los indicadores del componente de los derechos de propiedad intelectual, que fue eliminado del estudio debido a la falta de información actualizada al respecto.

 

Resultados Generales

Como sostuvimos anteriormente, la seguridad de los derechos de propiedad, en términos generales, ha mejorado ligeramente con respecto al período anterior. Esto se traduce en mayores incentivos hacia la correcta administración de los recursos por parte de los individuos, y la correcta asignación de recursos hacia las actividades más productivas en la economía. Los países que brindan la mayor protección a los derechos de propiedad son: 1. Finlandia; 2. Suecia;  3. Noruega, 4. Singapur; y, 5. Suiza—encontrándose éstos últimos tres empatados en la tercera posición. A nivel general, Bolivia, Guatemala y Ruanda lograron los mayores avances en el índice.  Dentro de América Latina y el Caribe, son Chile, Puerto Rico y Uruguay los que se encuentran mejor posicionados. Sin embargo, Puerto Rico, junto con Túnez y Argelia, son los casos de mayor retroceso en el índice de este año. Siguiendo esta línea, las más bajas calificaciones se otorgaron a: 130. Yemen; 129. Libia; 128. Venezuela; 127. Burundi; y, 126. Angola. A continuación, se puede observar la clasificación de las 20 economías mejor y peor posicionadas en el Índice Internacional de Derechos de Propiedad 2012:

Es interesante notar que Estados Unidos, a pesar de ser símbolo de la libertad y la justicia, apenas logra clasificar dentro de los veinte países con mayor protección a los derechos de propiedad, ocupando la posición número 19; dentro de la clasificación por quintiles, la nación norteamericana registró un desempeño por debajo de la media de los países que forman el primer quintil. En dicho grupo, Finlandia se mantiene en la primera posición. El segundo quintil, por otro lado, está dominado por Malta (en la posición 26). Grecia (53), a pesar de su declive económico, ofrece la mayor seguridad a los derechos de propiedad dentro del grupo de países del tercer quintil; mientras que Azerbaiyán (102) se encuentra a la cabeza del quinto quintil. República Dominicana (97) forma parte del cuarto quintil—liderado por Perú (76),— ocupando el cuarto lugar más débil del grupo.    

Otro aspecto importante explorado en el estudio es la correlación existente entre la seguridad de los derechos de propiedad y el Producto Interno Bruto (PIB) de una nación. El informe demuestra el estrecho lazo que debe presentarse entre un régimen efectivo de protección de los derechos de propiedad y el desempeño económico de un país. Dado que la garantía sobre la propiedad provee un incentivo para que los individuos ejerzan su derecho a comprar, vender e intercambiar propiedades bajo mutuo acuerdo, ésta se traduce en mayores incentivos al emprendimiento, la inversión y el desarrollo de actividades productivas en general, creando mayor riqueza para la sociedad. Los resultados sugieren que los países donde existe mejor seguridad en cuanto a los derechos de propiedad son también los de mayor ingreso per cápita y los más desarrollados, y viceversa. Para los países en vías de desarrollo, se encuentra que aquellos con mayores garantías de los derechos de propiedad muestran un más rápido crecimiento del PIB per cápita. Por último, también se presenta una relación positiva entre la fortaleza de los derechos de propiedad y la inversión extranjera directa, a nivel general.     

 

Derechos de Propiedad en la República Dominicana

La República Dominicana se encuentra en la posición número 97 de 130 en el Índice Internacional de Derechos de Propiedad 2012; esto significa una pérdida de cuatro posiciones en comparación con la posición obtenida en el 2011—donde se ocupó el lugar 93 de 129[a]. Dicha posición es compartida con Etiopía, Kenia, Rusia y Ecuador.  La calificación obtenida fue de un 4.5 sobre 10 a nivel general, y en los componentes de Entorno Legal y Político, Derechos de Propiedad Física y Derechos de Propiedad Intelectual se logró un 3.9/10, 5.6/10, y 3.9/10, respectivamente. En la siguiente tabla se puede observar un perfil detallado de las calificaciones otorgadas al país:

Este año el país experimentó un retroceso de -0.1 puntos con respecto a la calificación del 2011, anulando la mejoría registrada en el año anterior—que fue un aumento de 0.2 puntos con respecto al 2010. El principal responsable de dicho declive es el componente de Entorno Legal y Político, donde cada indicador sufrió retroceso—la Independencia Judicial fue el más afectado, disminuyendo en 0.4 puntos. El componente de Derechos de Propiedad Física también perdió terreno al reducirse la Protección de los Derechos de Propiedad Física y el Acceso a Préstamos en 0.2, cada uno. El último componente, Derechos de Propiedad Intelectual, se vio afectado negativamente por el deterioro de la opinión de los expertos en cuanto a la protección de dicho elemento. A pesar de todo, el indicador de Piratería de Derechos de Autor, experimentó un ligero aumento.

Dentro de la región de América Latina y el Caribe, compuesta por 22 países, República Dominicana ocupa el peldaño número 17, perdiendo dos posiciones con respecto al año anterior. La región ocupa la séptima posición en lo que respecta a la seguridad de los derechos de propiedad—con una calificación promedio de 4.57,— siendo el continente de África el único que se encuentra por dejado en tal sentido. República Dominicana, con su calificación de 4.5, se encuentra ligeramente por debajo de la media latinoamericana. Solamente cinco países ofrecen menores garantías a los derechos de propiedad dentro de la región: Ecuador (97), Bolivia (102), Paraguay (115), Nicaragua (118) y Venezuela (128). Sin embargo, entre estos, Ecuador y Bolivia son los únicos que se encuentran dentro del mismo quintil de ingreso que la República Dominicana (cuarto quintil), lo que hace aún más grave nuestra situación. No obstante, en lo que se refiere a la protección de los derechos de propiedad física, el país se encuentra ligeramente por encima de la media regional.

Esta clara desventaja de la República Dominicana con respecto a sus homólogos latinoamericanos se traduce en menos inversión, tanto local como extranjera, menos dinamismo en la actividad económica y, en general, menores ingresos y menos bienestar para la población. Así, la debilidad de los derechos de propiedad se transforma una traba para la competitividad, la libertad y el crecimiento económico del país.

 

Conclusiones

La garantía de los derechos de propiedad es uno de los fundamentos básicos para la libertad; y su fortalecimiento, que promueve el crecimiento económico, ayuda a aliviar la pobreza y a mejorar el bienestar de la sociedad. Sin embargo, la realidad sobre los derechos de propiedad en la República Dominicana es preocupante. Por cualquier medida que se tome, las garantías que proveen el aparato judicial y el sistema legal dominicanos, tanto a la propiedad física como intelectual, son notablemente pobres, aún para los estándares de la región de América Latina y el Caribe. Ya para el 1990, el Informe de Libertad Económica en el Mundo[4]de Cato Institute y Fraser Institute perfilaba la garantía de los derechos de propiedad como una de las principales debilidades del país; a partir de su edición del año 2000, ha sido el renglón con peor desempeño del estudio. Lo mismo se observa en el Índice de Libertad Económica 2012[5], de Heritage Foundation, donde el indicador de los derechos de propiedad se ha mantenido estancado desde sus inicios en el 1995.

La ineficiencia del sistema judicial, la burocracia estatal, la facultad del Estado de expropiar arbitrariamente la propiedad privada y las dificultades para el registro de títulos de tierra continúan obstaculizando la creación de un ambiente seguro para los derechos de propiedad[6]. Entonces, en vista de estos resultados, no debe sorprendernos que el Índice Internacional de Derechos de Propiedad 2012 nos otorgue la 97ma posición dentro de los 130 países estudiados. Estos resultados deben constituir un llamado de alerta a las autoridades y la sociedad, sobre todo en el marco de las reformas estructurales necesarias para la creación de riquezas por inversión, producción y empleos productivos formales. La protección de los derechos de propiedad es un elemento clave para el fortalecimiento de la libertad, la institucionalidad y el crecimiento económico.

 

 

[1] Bastiat, F. (2003). La Ley. Guatemala: Centro de Estudios Económico-Sociales.

[2] Tiwari, G. (2012). 2012 International Property Rights Index. Washington, D.C.: Americans for Tax Reform Foundation y Propert Rights Alliance.

[3] Thallam, S. (2008). 2008 International Property Rights Index Report. Washington, D.C.: Property Rights Alliance.

[4] Gwartney, J., Lawson, R., & y Hall, J. (2011). Libertad Económica en el Mundo: Informe Anual 2011. Madrid, España: Fraser Institute y Cato Institute.

[5] Miller, T., Holmes, K., & y Feulner, E. 2012 Index of Economic Freedom. Washington, D.C: The Heritage Foundation y The Wall Street Journal.

[6] Selman, E. Y Camacho, F. (2011). Análisis del Índice de Libertad Económica 2011. Santo Domingo, República Dominicana.

 


[a] El índice de este año contó con la adición de Yemen a la base de países estudiados.

 

Autores: 
Gabriela Fernández Leroux
Archivo: 
 
 

Menú principal

© 2011 CREES, todos los derechos reservados. Ave. Sarasota No. 18 Edif. Mercado Financiero BLH, 3er piso. Santo Domingo, República DominicanaOverdrive Digital Marketing